La obra - visión de conjunto

Solapas principales

En esta sección encontrará una visión de conjunto de las evoluciones más importantes de la producción de Willi Baumeister, ilustrada con numerosos ejemplos. Ciertas áreas de su obra –como la escenografía, la tipografía y la impresión gráfica– están tratadas como aspectos individuales.

Desde los años veinte, Willi Baumeister desempeñó un papel importante en el arte alemán y europeo. Entre los pintores alemanes que no quisieron o no pudieron abandonar el país pese a la persecución nacionalsocialista, fueron muy pocos los que, como él, pudieron crear entre 1933 y 1945 contenidos y formas tan visionarios. Después de 1945 Baumeister se erigió en defensor de la pintura abstracta y, como tal, fue tan apreciado como duramente atacado.

Un breve texto autobiográfico de Baumeister de 1946 pone de manifiesto que su búsqueda de la forma correcta comenzó con intentos impresionistas y próximos a Cézanne, antes de encontrar su propio camino después de la Primera Guerra Mundial:

hasta 1907 pintor naturalista, de 1907 a 1909 impresionista, de 1910 a 1914 postimpresionismo; de 1919 a 1930 constructivismo; de 1924 a 1929 cuadros de deportes; de 1920 a 1935 abstracciones de los cuadros de deportes; de 1935 a 1937 "composiciones pictóricas"; de 1937 a 1938 pintura no figurativa (ideogramas); en 1939 serie de composiciones con formas en suspenso; en 1942 composiciones elementales en blanco y negro y pintura en relieve; en 1940 cuadros con veladuras de color; en 1942 cuadros en blanco y negro y en relieve ...

Comienzos

En el curso de su formación aún realiza trabajos figurativos influidos por el impresionismo. Como en el caso de muchos otros artistas relevantes de su tiempo, esta fase fue seguida de un período postimpresionista que –partiendo de Paul Cézanne– estaba emparentado con el primer cubismo. Aquí ya se muestra un esbozo de prácticamente toda su producción. Pese a aproximaciones al expresionismo alemán, esta corriente no resuena en la obra de Baumeister.

Período de trabajo 1905-1918

Después de la Primera Guerra Mundial

En un segundo período de trabajo, desde después de la Primera Guerra Mundial hasta finales de los años veinte, Baumeister disoció la conexión tradicional entre forma y color. Su pintura figurativa se redujo y se abstrajo cada vez más en dirección a la forma geométrica. En esa época realizó principalmente cuadros murales en forma de relieve o pinturas sobre el tema del hombre y la máquina. Al mismo tiempo, la pintura no figurativa adquiría un contorno más definido.

Período de trabajo 1919-1927

Años treinta

En los años treinta las formas de los cuadros de Baumeister se hicieron más suaves. Abandonó la pintura estrictamente geométrica en favor de formas más orgánicas. Produjo cada vez más cuadros al óleo sobre arena. Esta fase constituyó para Baumeister el comienzo de una época marcadamente pictórica.

Período de trabajo 1928-1935

Proscrito

La evolución de la pintura de Baumeister no se vio interrumpida por su destitución de la cátedra de Fráncfort en 1933. En torno a 1937, evolucionó de un período de trabajo marcadamente pictórico hacia los ideogramas, extremadamente reducidos y de carácter simbólico. De su interés por la idea de Goethe de una planta original (Urpflanze) surgieron los cuadros de la serie Eidos, de gran riqueza formal y cromática. A partir de los años veinte dominaban en sus trabajos los motivos en movimiento.

Período de trabajo 1936-1939

Durante la guerra

A pesar de que sobre Baumeister pesaba la prohibición de exponer, su obra y su evolución fueron muy variadas a partir de 1941. La escultura africana, en la que Baumeister veía imágenes universales del origen de la existencia humana, encontró expresión en sus trabajos con un colorido cada vez más intenso. Las formas murales y las estructuras positivo/negativas dominaban su obra, mientras que, junto a la pintura, aparecieron grandes ciclos de dibujos.

Período de trabajo 1940-1945

Años cincuenta

Además de otras exploraciones, desarrolló con determinación un lenguaje formal sugestivo y muy personal, singular en el arte alemán de inmediatamente después de 1945 y que le granjeó gran reconocimiento internacional. En la obra tardía confluyen varios de los caminos emprendidos por Baumeister. En primer lugar, retoma muchas ideas de años precedentes para reinterpretarlas. Más tarde, crea abstracciones extremadamente condensadas, que hacen de Baumeister uno de los pintores abstractos más extraordinarios.

Período de trabajo 1945-1950 | Período de trabajo 1950-1955

Kategorie: